¿Qué tener en cuenta al elegir un juguete?

Actualmente, las niñas y niños reciben decenas de regalos. A veces, los juguetes que se les regalan han sido comprados sin una reflexión sobre ello. Sin embargo, un juguete es mucho más que un objeto que entretiene a niñas y niños.

Os dejo cinco cuestiones sobre las que reflexionar antes de comprar cualquier juego o juguete. 


¿Cuál es la edad recomendada?

Si bien el desarrollo infantil es algo único en cada niño o niña, los patrones de desarrollo nos ayudan a comprar juguetes adecuados. Así, evitamos frustración al no poder solucionar el juego o aburrimiento al ser demasiado sencillo. Sin embargo, cada niño es un mundo y si le conocéis bien podréis elegir mucho mejor. Además, nos aseguramos que las piezas del juego no suponen un peligro para los jugadores.

Un ejemplo muy claro son los puzles, que aumentan la dificultad en función de las edades a las que van dirigidos.

 

¿Fomenta la imaginación y la curiosidad?

La infancia es un grupo de consumo muy tenido en cuenta por las empresas. Por eso, hoy en día la variedad y complejidad de juegos y juguetes es inmensa. Pero olvidamos que la sencillez a veces es lo mejor. Las niñas y los niños cuentan con una imaginación y una curiosidad sin límites y podemos fomentarla con juguetes sencillos que les permitan utilizarlas.

En el caso de juguetes simbólicos, podemos optar por materiales que puedan representar diferentes objetos y les permitan inventarse nuevos papeles siempre que quieran.

Es el caso del Story Cubes, un juego de dados que ayuda a los participantes a inventar historias.

 

¿Con que materiales está fabricado y por quien?

La seguridad es básica cuando hablamos de materiales que vamos a dar a niñas o niños. Por eso es imprescindible que compremos siempre materiales seguros, que hayan pasado los correspondientes tests de seguridad. El logo UE certifica la seguridad de los juguetes y los materiales que los componen.

Por otra parte, al igual que en otros ámbitos de consumo, debemos tener en cuenta el efecto que tiene comprar cada juguete. Siempre que sea posible, debemos apostar por materiales naturales y de certificación ecológica, reciclados o reciclables. De igual manera, debemos intentar consumir juguetes libres de toda explotación, humana o animal.

Bioviva es una empresa Francesa que fabrica todos sus juguetes en materiales reciclados y con tintas vegetales, además de no usar envoltorios plásticos.

  

¿Qué valores transmite el juguete?

Tanto los objetos de juego simbólico como los juegos de mesa a menudo reproducen estereotipos y desigualdades que se dan en la vida adulta. Es el caso de los materiales rosas para juguetes que reproducen tareas que tradicionalmente han desarrollado las mujeres.

De igual manera, hay juguetes que normalizan el uso y la explotación animal. Jaulas de engorde para terneros, camiones de transporte para cerdos, granjas, zoológicos y otros muchos ejemplos inundan las estanterías de las jugueterías.

Debemos buscar alternativas que den lugar a representaciones de respeto y cuidado hacia el resto de animales. Por ejemplo, abacus vende un maletin de veterinario, que incluye un transportín y un perro o gato. 

 

¿Le va a gustar? ¿Se va a divertir?

Entre tanta reflexión y pensamiento, no nos olvidemos que el juego es para un niño o una niña. Tengamos en cuenta sus gustos y personalidad a la hora de comprarles juguetes.

 

Regalar un juguete no es solo comprarlo  y entregarlo. Espero que estas cinco cuestiones os ayuden y faciliten la próxima compra.